El exfutbolista del Barcelona español, el turco Arda Turan, fue condenado en recientes días, a 32 meses de prisión por haber disparado un arma de fuego contra el suelo, en un hospital de su país, según informa la agencia EFE.

Sin embargo, el jugador no deberá ingresar a la cárcel a cumplir su condena, salvo que cometa otro delito en los próximos cinco años; este beneficio se le otorgó a Turan pues renunció a su derecho de apelar la sentencia.

El jugador que todavía pertenece a los registros del Barcelona, actualmente milita a préstamo en el Basaksehir de Estambul, fue acusado en octubre de 2018 por un popular cantante turco, Berkan Sahin, de acosar a su mujer. A raíz de esto, Turan agredió al artista y le rompió la nariz.

Más tarde, el futbolista acudió al hospital donde estaba internado Sahin y fue ahí que efectuó el disparo del arma.

Turan fue arrestado y acusado por portar un arma sin licencia y por el disparo, que según el futbolista, fue accidental. Durante el juicio se desestimó la denuncia por acoso y finalmente se le otorgó la condena de 2 años y ochos meses de cárcel sin ingreso inmediato.