Un retorno de las actividades atléticas en el país, se debe dar cuando sea seguro practicar el deporte, se den las condiciones adecuadas de salubridad y que la pandemia que azota al país y al mundo esté controlada, es el criterio que se maneja en el Comité Olímpico Boliviano (COB) en torno a la actual coyuntura que se vive donde el deportismo esta en pausa por el tema del Covid-19.


El presidente del COB, Marco Arze, en contacto con LA PATRIA, señaló que a nivel de directorio de esta entidad se tienen reuniones virtuales semanales para valorar la situación política y de emergencia que se vive en el territorio nacional por la pandemia del coronavirus, luego se sacan algunas conclusiones en favor del deportismo boliviano, igualmente se manejan temas administrativos y de vinculación internacional previniendo toda situación ante un posible retorno de la actividad deportiva, la cual en criterio del titular aún está lejana por las condiciones actuales.
“El comité olímpico y creo que todos debemos prever que se haga una vuelta y un retorno al deporte con un deporte seguro, que haya las garantías de salubridad adecuadas, que la pandemia sea controlada, que se tome los mecanismo de desinfección en los escenarios deportivos y de control en los temas que tienen que ver con bioseguridad y la distancia, pero para eso, sin lugar a dudas hay que tener todos los implementos médicos y necesitamos una respuesta justamente del ministerio de Deportes y del Gobierno Nacional para ver las condiciones en el cual se pueda retornar”, manifestó.


Arze señaló que también se deben tomar en cuenta otros aspectos como los protocolos de seguridad y salubridad que emanen cada una de las entidades que regentan los deportes, tanto de conjunto como individuales analizando las diferencias entre las disciplinas, las modalidades de juego y otros aspectos particulares que van a determinar medios clínicos y paraclínicos diferentes en cada deporte.