La división Infantojuvenil de la Asociación de Fútbol Oruro (AFO), tiene la premisa de iniciar sus actividades como fecha tope hasta inicios del mes de julio, esto para concluir el torneo hasta finales de gestión, de lo contrario el certamen se alargaría hasta el 2021 debido a la gran cantidad de equipos que participan cada año.

El objetivo es que los niños y jovenes esten en actividad deportiva


Hugo Vacaflor, responsable de las categorías menores en el fútbol orureño, señaló que se aguarda cuales serán las determinaciones las autoridades nacionales para encaminar un retorno pronto y seguro a las actividades deportivas, pero lo mas conveniente sería comenzar con el certamen desde julio próximo y así culminar el campeonato en diciembre.
Explicó que otra de las preocupaciones que se tiene al interior de los clubes es la seguridad sanitaria de los deportistas, tomando en cuenta que en esta división participan niños y jóvenes comprendidos entre los 6 y 18 años, por ello los protocolos de bioseguridad deberán ser bien analizados para que se tenga un retorno seguro a los campos deportivos y así cuidar la salud de futbolistas, entrenadores y árbitros.


La división Infantojuvenil es una de las mas ampulosas dentro de los campeonatos organizados por la AFO, una de las dificultades centrales con las cuales se tropieza es la falta de espacios deportivos y esto también será un factor a tomar en cuenta una vez que se retorne a la actividad deportiva.