Pese a que Dani Alves ya se ha marchado del FC Barcelona hace más de cuatro años, todavía es una voz autorizada para hablar sobre el club. El futbolista brasileño de 37 años, quien actualmente es el capitán del Sao Paulo FC pero dejó una gran huella en el club catalán, analizó la crisis deportiva de su exequipo, que viene de perder La Liga española con el Real Madrid.

Lionel Messi y Dani Alves fueron compañeros en el Barcelona

El jugador brasileño dio su punto de vista: “Lo que le falta al Barça es esta identidad que siempre ha tenido, como el Barça de Roonie (Ronaldinho), nuestro Barça. La identidad de un equipo dominador 98 minutos, 100 minutos o 150 minutos. El Barça que hace que la gente se lo pase bien. Ahora la situación que veo desde fuera es que el Barça es un esfuerzo más. Antes tenían un control y un entendimiento entre compañeros. Hacían las cosas fáciles”.

En su diagnóstico sobre los problemas que tiene el cuadro dirigido por Quique Setién, que perdió ante Osasuna y cedió el trofeo del campeonato español, Alves hizo hincapié en el enfado de Leo Messi después del partido y sobre las declaraciones que preocuparon al entorno azulgrana de cara al duelo con Napoli por la UEFA Champions League.

Juntos pasaron buenos momentos en el Barcelona

“Leo es un ganador nato, no le gusta perder. Cuando pierde es normal que se enfade, quiere ganar siempre, es como yo, queremos ganar siempre. Tanto tiempo haciendo lo que hace, ya percibes cuando un equipo da para una cosa y cuando da para otra. Por eso él dice que no da para eso o para aquello porque lo sabe. Lleva muchos años en el Barça y ha vivido muchas cosas y sabe perfectamente lo que necesita el equipo para ganar y aspirar a grandes cosas”, aseguró.