Sorpresivamente, River comenzó con obras de remodelación del Monumental y el estadio permanecerá inhabilitado hasta comienzos de 2021. De este modo, la idea del club es mudar la localía al predio de entrenamiento en Ezeiza, aunque para ello deberá hacer algunas refacciones en el River Camp y recibir el aval de AFA y de Conmebol.

Entre los trabajos que se encaran en ese escenario deportivo esta el cambio de césped y el retiro de la pista atlética

La dirigencia “millonaria” trabaja para cambiar el césped de la cancha, construir un túnel común y eliminar la pista de atletismo, por eso no jugará en Núñez en lo que resta del año. De todos modos, como la fecha de reinicio de las actividades recién fue confirmada el martes, todavía no elevó su pedido a las autoridades pertinentes.

El “millonario” tiene un predio en Ezeiza que, desde la llegada de Marcelo Gallardo, se convirtió en un campo de entrenamiento de élite. El River Camp necesita de algunas modificaciones para poder albergar un partido de carácter internacional, como por ejemplo cabinas de transmisión, luces LED y un segundo vestuario para el equipo visitante.

Obviamente, también deberán contar con el permiso de AFA y Conmebol para que la localía se ejerza en un centro de entrenamientos y no en un estadio. Como de todos modos no habrá público en los partidos, en River creen que no debería haber problemas, ya que los campos de juego están en impecable estado.