El atleta orureño Daniel Toroya cumple dos meses de intenso trabajo para recuperar su nivel deportivo y encarar una etapa de preparación más intensa con el objetivo de llegar a los Juegos Olímpicos de Tokio 2021, si bien el camino es complicado por el tema de la pandemia y las restricciones respectivas que se dan a nivel nacional e internacional, el deportista confía en lograr su propósito.

Daniel Toroya junto a su entrenadora Nemia Coca

Actualmente radicando en su natal cantón Guadalupe de la provincia Sebastián Pagador, Daniel Toroya decidió alejarse del movimiento de la ciudad y de la pandemia para cuidarse y tener la posibilidad de seguir entrenando con miras a cumplir su sueño de llegar a los próximos Juegos Olímpicos.

En contacto con LA PATRIA, el fondista señaló que ya son dos meses de entrenamiento, en principio para recuperarse de las secuelas que le dejó el ataque de perros callejeros cuando cumplía uno de sus entrenamientos a principios de año. A su vez va fortaleciendo la parte física con la intención de llegar a Tokio.

“Puedo hacer la marca mínima así que estoy motivado y ojalá salga esto es una marca bastante dura, en los juegos de Rio la marca de maratón era 2h19’00”, ahora para Tokio nos piden 2h11’30” y será bastante duro, hay que trabajar mucho”, aseveró.

Daniel se entrena en su natal Guadalupe en pos de estar en un nivel óptimo